Prognosis: la vida con SAF

Aunque actualmente no hay cura para el SAF la perspectiva para muchos pacientes es muy positiva, particularmente para aquellos que han sido diagnosticados temprano y tratados adecuadamente.

Esto parece tener una relación directa con el bienestar de los pacientes en el futuro. Algunos pacientes no presentan síntomas, mientras que otros están más afectados y sienten que la vida cotidiana es una lucha, sobre todo si han tenido que recuperarse de más de un episodio trombótico.

Con respecto a los embarazos, las pacientes siguiendo un tratamiento tienen un 70% de probabilidades de tener un parto exitoso en comparación con sólo el 20% si no han sido diagnosticadas.

A pesar de ser una condición potencialmente mortal, el pronóstico general para la mayoría de los pacientes SAF es bueno, y con el tratamiento correcto y cambios en el estilo de vida la mayoría de los pacientes pueden llevar una vida relativamente normal, siempre y cuando continúen con su medicación.

Sin embargo, desafortunadamente un pequeño número de personas con SAF continúan experimentando trmbos a pesar de tener un tratamiento extenso –  aún se desconocen las causad de por qué sucede esto.

Facebook